martes, 15 de octubre de 2013

Judías blancas con alcachofas

No me echéis de menos que ya estoy aquí de nuevo y esta vez no vengo sola sino acompañada de un estupendo constipado que creo que he cogido gracias a Renfe cercanías de Madrid. De verdad, no lo entiendo ni lo entenderé, ¿no se dan cuenta de que ya no hace tiempo de aire acondicionado y menos por la mañana temprano? No es normal que me ponga tres mangas largas y llegue congelada a mi destino y agradeciendo salir a la calle, no me extraña que al final haya caído mala.
En fin... pues que para cuidarme me he preparado uno de esos platos de cuchara calentitos que tanto entonan el cuerpo y voy a aprovechar para compartir con vosotros la receta. Espero que os guste.
Ingredientes (para 2 personas):
125 g de alubias blancas
200 g de corazones de alcachofas
1 cebolla pequeña
1 diente de ajo
Laurel, perejil, azafrán, aceite y sal
Preparación:
Se pone agua salada a hervir y se cuecen las judías, con una hoja de laurel y un chorro de aceite, hasta que estén casi hechas.
En otra cacerola se sofríen la cebolla y el ajo picado, a los que añadiremos las alcachofas partidas por la mitad y el perejil. Saltearemos un poco y agregaremos las judías con el caldo de la cocción. Pondremos una hebra de azafrán y dejaremos que cueza todo junto hasta que las judías estén tiernas.
Curiosidades y consejos:
Yo utilicé alcachofas de bote pero también podéis utilizar corazones de alcachofas frescas.
En el caso de la judías ocurre lo contrario, si os apetece podéis usarlas de bote o... mejor aún, que es lo que yo hago, cuando vayáis a cocerlas echar más cantidad de la que he puesto y congelar las sobrantes en tarros. De esa forma las tendréis preparadas para otros días y el tiempo de preparación se verá bastante reducido.
La receta original la encontré en la página de Consumer:

3 comentarios:

  1. Riquísimo guiso, me encanta. Lo del aire acondicionado es indignante, pero en un montón de sitios, es tremenda la pérdida de energía que hay, si es que no hace falta ponerlo! Besos

    ResponderEliminar
  2. Qué bueno! ya apetecen platos de cuchara. saludos. Azafrandehebra

    ResponderEliminar
  3. ¿Os gustan? ¡Si os animáis a probarlas ya me contaréis! A mi me encantaron y encima resultan mucho más ligeras que en otras versiones (véase una buena fabada que también apetece de vez en cuando), jejeje.
    Geles, llevas razón y es una pena malgastar energía de esa manera pero... tú ya sabes que en este país para algunas cosas se lleva el derroche. No coment.

    ResponderEliminar

¡Gracias por visitar mi blog! ¿Me dejas también algún comentario? Cuéntame si te ha gustado lo que has visto, si te ha resultado útil... (o todo lo contrario). Tú opinión me ayuda a mejorar, me motiva y me anima a seguir escribiendo. ;)